Muchos de vosotros acudís a Naturavia hartos de probar productos que no solo no mejoran vuestra piel, si no que a largo plazo empeoran su estado.

Esto ocurre mucho en concreto con las pieles grasas, ya que para combatir el exceso de grasa a veces usamos productos tan agresivos que acabamos alterando el funcionamiento natural de la piel. Deshidratación, aumento de secreción debido a un efecto rebote, piel apagada, descamación, hipersensibilidad... son algunos de los efectos secundarios de estos agresivos agresivos de la cosmética convencional.

Lo que buscan nuestros clientes cuando nos piden ayuda es un tratamiento que les ayude a regular la secreción de sebo, a mantener a raya los indeseados granitos.... sin que esto afecte a la salud de su piel.

En este post os haremos unas recomendaciones y os hablaremos de los productos Naturavia específicos para piel grasa. Productos naturales y ecológicos, cargados de principios activos que mejoran la salud de nuestra piel ayudándola a recuperar su equilibrio natural. Os recodamos además, porque es súper importante, seguir la rutina diaria de limpieza, tonificación e hidratación. Si somos constantes, nuestra piel estará más sana, más limpia y los productos serán más efectivos. Es un rutina muy sencilla, en tres pasos...nada más ;)

¿Cómo se forman los indeseados granos?

El folículo pilosebáceo es la bolsita que contiene el pelo y el sebo excretado por la glándula sebácea. Cuando hay un exceso de sebo y este no es expulsado correctamente al exterior, es habitual que se formen imperfecciones como puntos negros, espinillas o granos.

Que tengas granos de vez en cuando no significa que tengas acné

Los granitos pueden aparecer por seguir una rutina cosmética inadecuada o aparecer unos días antes de la regla debido a los cambios hormonales. 

Cuando hay un exceso de sebo en el folículo pilosebáceo, se presentan imperfecciones en la superficie cutánea que pueden evolucionar de distinta manera:

  • Comedón abierto: el punto negro que se caracteriza por tener la superficie de color parduzca - oscura.
  • Comedón cerrado: la espinilla, vemos un bultito blanco lechoso en la superficie de la piel.
  • Grano: comedón que cursa con inflamación, contiene pus y es molesto. Puede ser interno (papula) o salir al exterior (pústula).
  • Nódulos: comedones profundas que duelen mucho típicas del acné juvenil o adulto.

¿Qué puedes hacer para mantener los granos a raya y los brillos bajo control?

1. LIMPIEZA

Es imprescindible limpiar la piel de la cara mañana y noche.

  • Por la mañana para eliminar el exceso de grasa y los restos de sudor y de los productos aplicados de noche.
  • Por la noche, aunque no te hayas maquillado ni aplicado el protector solar es fundamental que retires bien impurezas, rastros de cremas, el exceso de sebo - que durante las horas de la tarde aumenta - así como la suciedad proveniente de la contaminación ambiental.

El sebo es indispensable para que la piel pueda formar su propia crema natural pero un exceso de sebo unido a la suciedad que vas acumulando a lo largo del día, favorecen la proliferación de microorganismos y empeoran la apariencia de estas imperfecciones. 

¿Qué productos te recomendamos para limpiar?

  • El jabón de dos arcillas y árbol de té que limpia en profundidad y es eficaz combatiendo el exceso de grasa gracias a sus propiedades purificantes y antisépticas. Para restablecer el pH cutáneo, te sugerimos aplicar después de la limpieza con un jabón, el hidrolato de rosas.
  • La limpiadora suave de rosas y manzanilla que contiene extractos y principios activos purificantes que eliminan la suciedad de manera eficaz y delicada.  Este producto lo puedes usar también como desmaquillante
  • El aceite puro de jojoba, si eres una apasionada de la doble limpieza por la noche, te aconsejamos que utilices el aceite de jojoba como primer paso, y después, según tus preferencias el jabón o la leche.

2. TONIFICACIÓN:

  • El agua floral rosa te ayudará a refrescar, calmar y preparar la piel para recibir el tratamiento de hidratación posterior. 

3. HIDRATACIÓN:

Aunque tengas la piel grasa o muy grasa, es necesario mantener unos niveles de hidratación adecuados. Para ello te recomendamos las cremas con textura ligera del tipo fluido.

Este paso es necesario para mantener la elasticidad de la piel y su protección barrera. Usando los productos adecuados evitas que la piel pierda agua y mantienes en buen estado su crema natural (manto hidrolipídico). 

  • El fluido facial de árbol de té es una crema ligera de fácil absorción que regula y equilibra la secreción de sebo. El aceite esencial del árbol de té  te ayudará especialmente en caso de granitos, por sus propiedades bactericida, cicatrizante y antiinflamatoria. Puedes utilizarla una o dos veces al día sobre la piel limpia y seca.
  • El aceite facial de árbol de té es un aceite vegetal enriquecido específico para uso nocturno. Puede aplicarse de una a tres veces por semana dependiendo de las necesidades de la piel. Se aplicaría en lugar de la hidratante, justo después de la limpieza y la tonificación.
  • El aceite puro de jojoba + aceite esencial de árbol de té para aplicar de manera directa sobre los granitos en la rutina de noche. Por cada 10 ml de aceite puro de jojoba, 1,5 gotas de aceite esencial de árbol de té.
  • El contorno de ojos de rosa mosqueta ideal para mantener la piel del contorno hidratada y las arrugas más rellenas. Puedes utilizarlo tanto de día como de noche.

Además, se podrían incorporar otros productos de la línea antiedad de Rosa mosqueta totalmente compatibles con la piel grasa o mixta pero si no puedes esperar, escríbenos en comentarios y te ayudamos en un periquete :)